La emancipación en España y el salto de los Vanuatu

Emancipados

Published on Noviembre 26th, 2012 | by Home Sapiens

1

La emancipación en España y el salto de los Vanuatu

A los 15 años de edad es cuando se considera que un Vanuatu está a punto de dar el salto a la vida adulta. Y no se trata de una simple metáfora… Treinta metros de altura marcan la diferencia entre el niño y el hombre. El primero deja su inocencia en lo más alto de una torre de madera para convertirse en adulto, mientras se tambalea, con una liana atada a los pies, a escasos diez centímetros del suelo.

Muchas culturas consideran que los jóvenes deben vivir situaciones duras para madurar y afrontar con éxito este salto generacional. Esta tribu lo demuestra de una forma muy explícita, pero efectiva. En el mundo occidental, por su parte, la emancipación del joven se ha erigido en uno de esos ‘símbolos’ de transición a la madurez y la prolongación de los años de vida en el nido familiar se ve como un problema creciente.

Diversos estudios alertan de que la edad de emancipación de los jóvenes españoles es una de las más tardías de toda Europa. En concreto, éstos echan raíces en casa de los padres hasta los 29 años (de media). En la mayoría de los casos, estas situaciones se han relacionado con los problemas económicos de un colectivo que, entre otras cosas, sufre un paro de más del 50 por ciento. Sin embargo, ahora diversos expertos apuntan a otro factor que quizás se debería tener más en cuenta: el contexto cultural.

‘Con unos padres españoles, los Vanuatu nunca hubieran saltado’, diría alguno de estos entendidos. ‘Con razón’, dirían otros. “En nuestro país resulta característico un sistema familista a partir del cual la familia no solo se constituye como el principal elemento que garantiza la estabilidad económica y afectiva de sus miembros, sino que también participa de las estrategias de independencia de sus miembros más jóvenes”.

EL ÚLTIMO INFORME PUBLICADO

Esta última cita es una de las conclusiones de la investigación sociológica ‘Jóvenes y emancipación en España’, elaborada por la FAD y Obra Social Caja Madrid, donde también se señala que los jóvenes (con el asesoramiento paterno) tienden a “priorizar” la marcha de casa para formar una nueva familia en lugar de “modelos intermedios” como puede ser compartir piso con conocidos. Además, en España sigue existiendo esa idea de que vivir de alquiler es “tirar el dinero”, frente a la compra.

En cualquier caso, hay muchos jóvenes dispuestos a saltar, pero el miedo es comprensible cuando miras al suelo y no hay ni una mísera colchoneta en la que caer. Raquel, sevillana de 25 años, recuerda que la situación actual ha acarreado cambios en las estructuras familiares y que la crisis económica está obligando a muchos jóvenes a “arrimar el hombro en casa”.

Por si fuera poco, el informe destaca la ausencia de políticas públicas que realmente apuesten por procesos de independencia de los más jóvenes. Así, mientras que en España sólo el 5 por ciento de los jóvenes de 15 a 30 años reciben algún tipo de beca o ayudas sociales, estos porcentajes llegan al 42 por ciento en Suecia, 27 por ciento en Dinamarca, 28 por ciento en Finlandia o 22 por ciento en Alemania y Reino Unido.

Parece evidente que, hoy en día, irse a vivir solo es una aventura de riesgo y resulta muy difícil pensar que las cifras de los últimos informes van a cambiar en poco tiempo. De cualquier forma, son mayoría los jóvenes que sueñan con ese salto al vacío. Sólo necesitan una cuerda y, quizás, un pequeño empujón.

Etiquetas: , , ,


Sobre el autor

Alicia y Sergio. Diseñadora gráfica y periodista. Dos locos emancipados que tratan de buscar el lado más divertido a las situaciones cotidianas y poner color a su día a día.



Una respuesta a La emancipación en España y el salto de los Vanuatu

  1. Laura Algibez says:

    Me gusta mucho! ¡Esta genial! Enhorabuena.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top ↑