Emancipados

Published on Septiembre 8th, 2014 | by Home Sapiens

0

Esas frases que sólo entenderás si eres emancipado V

¡Ya van cinco entregas de nuestra recopilación!, con los que pretendemos evocar esos momentos especiales que solo experimentas cuando vives solo. Una fotografía y una frase cargada de significado para todos aquellos que han abandonado la casa de sus padres. Cada cierto tiempo iremos sumando una nueva gráfica a esta colección de ‘sabiduría emancipada’. Y ahora decidnos… ¿qué es lo mejor de #vivirsolo?

“Poner los pies encima del sofá”, “ir al baño sin cerrar la puerta”, “comer directamente de la olla”, “hacer la cama sólo cuando esperas visita” y, como todos habéis pensando alguna vez y no os habéis atrevido a decir: “ver pelis de mayores sin bajar el volumen”. ¿Quién es el listo que viene a discutir esto?

Vamos a arrancar este tema desde el punto de vista masculino. Las expectativas de los hombres cuando se van a vivir solos son muy altas. Demasiado altas quizás. Quién no habrá imaginado llevarse a decenas de chicas a casa… ¡Si es que en las fantasías de alguno hasta harán cola para entrar a su habitación! Ahora bien, como diría la canción “los sueños, sueños son” y por mucho que vivas solo te verás a menudo frente a la pantalla del ordenador. Eso sí, sin escatimar con el volumen.

Pero en esta entrada (publicada en pleno horario infantil) no solo vamos a hablar del porno. ¿Quién no se ha visto alguna vez bajando el volumen de la televisión, de una manera casi inconsciente, cuando salía una escena subida de tono? Es un reflejo que se adquiere tras años de sometimiento al régimen familiar: a esa vigilancia pared con pared, a esa puerta del cuarto que puede abrirse en cualquier momento…

Por fin vives solo. Se acabaron los cascos de madrugada para evitar despertar (o asustar, o preocupar) a tus padres y podrás comprobar por ti mismo, sin necesidad de hacerlo a escondidas, que la televisión de madrugada es igual de mala, o incluso peor, que la que puedes ver durante el día. Los palos y decepciones que te da la vida.

Nos encantaría que siguieseis dejando comentarios en esta entrada o en las redes sociales (con el ‘hashtag’ #vivirsolo) para que entre todos recopilemos esos momentos que describen a la perfección lo que supone la emancipación. Vivir solo es: “cambiar los fideos por espaguetis troceados” o “tomarse la leche los domingos en vaso de cubata”. ¿Qué otras frases añadiríais?

 

 

 

Etiquetas: , , , , ,


Sobre el autor

Alicia y Sergio. Diseñadora gráfica y periodista. Dos locos emancipados que tratan de buscar el lado más divertido a las situaciones cotidianas y poner color a su día a día.



Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Back to Top ↑